PRINCIPAL     EMPRESA     HOJA DE VIDA     NOTICIAS     ENLACES     CONTACTO

Conferencias   Discursos   Folletos   Historia   Libros   Periodismo   Política   Prólogos   Tauromaquia   Fotos Facebook
 
Bienvenidos...!
 
 
Gracias por las visitas! Tenemos hasta hoy:
contador web
Página Web Optimizada solo a 1024 x 768 de Resolución sólo para:
 
 
    

 

 

Últimas actualizaciones:

 

* En Mérida: Premio Estadal de Periodismo a Nilson Guerra Zambrano.

* Maria Auxiliadora Gutiérrez Carrero preside Fundación Casa Mocotíes.

* Diócesis de Barcelona. Cáritas. Doctrina Social (12.10.19). (Ver en Conferencias)

*Prólogo: Gabriel Márquez Torres, General del aire.

   * Biografía de Nerio Ramírez El Tovareño. Leer en línea (Nuevo)

 

   * Nuevo Libro del Licenciado Nilson Guerra Zambrano (2019)

   * Invitación FEDENAGA: 12 de Julio del 2019. Ver Programa General.

   * Fotos Facebook

   * Monseñor Alfonso de Jesús Alfonzo Vaz. Crónica.  25.09.2018

   * Versión de Prensa ULA sobre presentación de libro de Nilson Guerra.

   * Incorporado Nilson Guerra a la Academia de Historia del Táchira. 05.06.2018    


Redes Sociales para ubicar al Lic. Nilson Guerra Zambrano

 

 

 

 


De Periodista en Bachillerato

Nilson Guerra Zambrano

Leer en línea aquí

Ver Libros publicados


En Mérida
PREMIO ESTADAL DE PERIODISMO A NILSON GUERRA ZAMBRANO

17.12.19 El Premio Estadal de Periodismo "Emilio Menotti Spósito" fue entregado esta mañana al comunicador tovareño Nilson Guerra Zambrano, egresado de la Universidad del Zulia.
Durante acto celebrado en el Palacio de Gobierno con asistencia del gabinete ejecutivo y numerosos profesionales de la comunicación social, se reconocieron los méritos de periodistas merideños en varios renglones.
A Guerra Zambrano correspondió la mención de Periodismo Impreso, mientras que, por primera vez, se entregó en renglón de dirigencia gremial para exaltar el ejercicio directivo de Alfredo Aguilar, secretario general de Colegio de Periodistas del Estado Mérida durante varios períodos.
Guerra Zambrano ha ejercido la profesión en Maracaibo y Caracas, tiene experiencia parlamentaria e internacional, ha publicado veintitrés libros y actualmente es el Secretario General de la Fundación Alberto Adriani.
En las fotos de la Oficina Regional de Información (ORI) aparece el Gobernador Ramón Guevara imponiendo la medalla y luego el Secretario General de Gobierno Arquímedes Fajardo entregando el diploma.

 

 

 


 

Doctrina Social de la Iglesia:

ausente del pensamiento

de gobernantes y sociedad venezolana

País caótico con orgullo de serlo, donde domina la contracultura de la ilegalidad

 La Doctrina Social de la Iglesia es un cuerpo teórico planteado por diferentes pontífices, en tiempos distintos, destinado a la orientación de los creyentes y no creyentes, practicantes y no practicantes, que constituye una propuesta de vida para alcanzar niveles superiores de convivencia civilizada y fraterna, para asentar la paz sobre la justicia social y el bien común, y para preservar la existencia de la raza humana en un planeta que se  sustente en acciones que lo conserven y no lo degraden.

Los documentos, encíclicas, mensajes y declaraciones han sido vertidos en millones de libros, folletos, publicaciones y, ahora, en la modernidad, en formatos de las nuevas tecnologías de la comunicación, por lo que están al alcance de todos los ciudadanos o seres humanos.

Los enfoques llevan la impronta del histórico magisterio eclesial, con dos milenios, incluyendo principios que buscan nuestro crecimiento humano e intelectual, con sus ramas de la educación, la ciencia y la política.  Todo en procura de un nuevo orden social, económico y político, soportado en la dignidad y libertad de la persona humana para alcanzar la paz duradera y permanente, la justicia y la solidaridad

El tema compete a todo ser humano, viviendo en su medio específico y concreto, y la enseñanza de la Iglesia le brinda el aprendizaje para desarrollar virtudes morales y sociales que, en sí mismas, son lecciones y ejemplo para todos.

Frente a situaciones acuciantes en la relación humana, en la convivencia, en la expresión y comprensión de la verdad, en el ejercicio de la libertad, muchas veces bajo la influencia de la tentación, de la corrupción, las ocurrencias, las improvisaciones y el desorden, la Doctrina Social de la Iglesia ha insistido en asumir principios éticos y morales.

La vida y la riqueza no se pueden administrar sin una visión humano – solidaria, sentida y asumida como desafío, como reto inmediato, porque, de lo contrario, se pone en riesgo la dignidad de la persona, al prescindir de la justicia social.

Es cercana la experiencia de querer imponer una autonomía desprovista de fe y ajena a la creación divina, procurando que el ser humano, al no tener Creador o Ser Supremo, se adhiera al poder temporal como eje de su vida, para esperar de allí las dádivas y beneficios, y asumir como guía o camino ideales abstractos y criterios falsos, con los cuales se enerva la envidia, el odio y el resentimiento.

En cada momento en que se han producido los documentos de la Iglesia, se han consignado por vía diplomática, y directamente, a los mandatarios del mundo, con lo cual no hay excusas para argumentar su desconocimiento a la hora de celebrar campañas políticas electorales, elaborar programas de gobierno o debatir propuestas de solución a los problemas de cualquier nación, o considerar la pertinencia de un determinado modelo de desarrollo.

La Iglesia Universal ha cumplido su papel rector, como maestra, a tiempo y sin dilaciones, ejerciendo igualmente la obligación de salvaguardar la especie humana. No con un ánimo de proselitismo o captación de nuevos fieles, no, sino en procura de anticiparse y sembrar conciencia, sobre el cuidado del hogar universal, y buscando evitar el sufrimiento de la humanidad, tan presente y ahora campeante en nuestro propio vecindario nacional.

Todo en función de lo universal, más allá de las fronteras específicamente católicas, porque en todo ser humano hay una vivencia íntima que impulsa a la unión, a la asociación, a la cercanía, al agrupamiento, en fin, a la solidaridad y fraternidad. Por supuesto, se necesita el impulso o reafirmación familiar, cultural, educativo y religioso.

Esa inobservancia de la enseñanza magisterial católica, ese olvido de la fraternidad, por ser hijos del mismo Padre, esa ausencia de principios y valores, ese alejamiento de las prácticas religiosas por invasión de la soberbia y el individualismo, deja sin rumbo y sentido cualquier iniciativa de gobierno.

Por ello pienso en la utilidad de un movimiento nacional, humano, social o político, como quieran llamarlo, de inspiración, convicción y compromiso político basado en principios y valores cristianos, integrado por profesionales, técnicos, empresarios, emprendedores, comerciantes, empleados, obreros, estudiantes, educadores, ciudadanos, amas de casa, seglares comprometidos y personas preocupadas e inquietas, convencidos y decididos, por un mejor futuro venezolano.

Hoy todos somos afectados por la decadencia de nuestra sociedad como instrumento de participación, crecimiento personal y humano – social, elevación moral y ética, mejoramiento de la calidad de vida y, que sea garante de nuestra existencia personal y comunitaria.

Esa existencia tiene que ver con la reivindicación de la dignidad de la persona humana, la promoción de la comunidad como espacio de desarrollo, la libertad como condición indispensable, la agremiación como manifestación de la unidad, fraternidad y solidaridad, la justicia social como tarea diaria (colectiva) y la caridad como manifestación de fe y esperanza en la felicidad común y global.

No estoy contento con el actual estado de cosas. Cuatro millones de ciudadanos dejaron la tierra nacional en busca de mejores derroteros, dejando un país que no les ofrecía garantías de trabajo, alimentación y asistencia en salud. Dejaron atrás los tristes panoramas del incremento de la pobreza crítica a más  de la mitad  de la población;  una infancia contabilizada en un tercio, menores de cinco años, con desnutrición; cuatrocientos mil mayores con enfermedades crónicas sin medicamentos; los más bajos salarios del mundo; las empresas públicas quebradas; setenta por ciento de alejamiento de alumnos y educadores en todos los niveles educativos; ochenta y nueve homicidios por cada cien mil habitantes, inseguridad jurídica y de los bienes.

Resulta muy triste recordar que más de trescientos mil venezolanos robaron el tesoro nacional cuando se implementó el manirrotismo de los cupos para viajeros en dólares, dejando la sensación de que sin trabajo, esfuerzo y responsabilidad se podía disfrutar de la riqueza natural, aunque fuera en detrimento de ella misma.

Proclamo la reversión hacia lo ético y moral en una nueva Venezuela, distinta y renovada, conformada por todos, sin distingos de política, clase económica, creencias espirituales o culturales, títulos o grados, o pertenencia a los estratos gubernamentales o militares.

En medio de tan precisas y dolorosas situaciones, molesta observar los groseros privilegios de que están revestidos sectores sociales concretos:  

*    los miembros (y sus familias) del eje gubernamental de cuatro ramas del poder público

·         los beneficiarios del manejo gerencial de la industria petrolera y minera,

·         los productores, traficantes, comerciantes y distribuidores de drogas, productos falsificados y contrabandistas de variado tipo, desde combustibles hasta cigarrillos, licores, calzado y ropa,

·         los agentes de los poderes irregulares donde se incluyen la tenebrosa narco guerrilla colombiana y la curiosa guerrilla bolivariana que no combate al gobierno, como ha sido lo tradicional e histórico, sino que lo apoya. Ambas esparcidas por todo el país,

·         los seudo banqueros, falsos agentes del sector financiero y empresarios de maletín enriquecidos groseramente con el control de cambio, 

·         los miles de empleados que cobran peaje por trámites gratuitos, agentes de la corrupción amparados por la impunidad,

·         los funcionarios policiales – socios de bandas- que secuestran, extorsionan y asesinan (sicariato),

·         los traficantes de alimentos, tan especuladores como los bodegueros y abasteros

·         los “poderosos” dueños de los medios de comunicación social,  

·         los depredadores del medio ambiente, por ansias de minerales, metales, maderas y especies animales

·         los países, isleños y continentales, que han especulado con nuestra riqueza material, con nuestra debilidad y pobreza institucional y con la ignorancia de los gobernantes.

En fin, molesta que a la sombra de la corrupción y la ilegalidad se haya formado otro país, subterráneo, artificioso, ventajista, manipulador y engañoso, en el que medran miles de venezolanos, egoístas y desmedidos en su afán de riqueza. Me molesta e inquieta que una cultura de la ilegalidad, prohijada por el Estado, se haya impuesto como algo normal, consuetudinario y permisible, en todos los sectores y en todas las clases sociales.  Me molesta que una inmensa burocracia asuma su labor con desgano, desinterés y desconocimiento, al mismo tiempo que percibe su oficina, despacho o lugar de trabajo como una especie de franquicia para el beneficio y lucro personal. 

La violación de la norma, constitucional, legal, reglamentaria, ordenancística, parroquial y hasta de las comunidades educativas y habitacionales ha pasado a ser más que “una viveza criolla”, como dicen algunos, un disfrute, una satisfacción y necesidad sentida que enorgullece. Ese orden irregular, enemigo de la civilidad, en donde destacan los trámites administrativos sometidos a demoras, negativas y cobros indebidos, afecta la calidad de vida, genera inestabilidad emocional, promueve la especulación, alienta el enriquecimiento ilícito, estimula el desorden y la inseguridad, enseña los antivalores que diluyen la sociabilidad y anula la transparencia y eficacia necesarias en la administración pública.

Me asusta la nefasta penetración de la vivencia carcelaria sobre toda la sociedad. Influencia en el modo de hablar (pobreza de vocabulario, procacidad, nuevas palabras, extrañas, elevado y violento tono de voz), influencia en el modo de vestir, influencia en la creatividad delincuencial (nuevos modos de extorsión, fraude y pillaje), influencia (compra, soborno y asociación) en la pasividad policial, dominio del sector penitenciario y presencia mafiosa en el sistema de justicia. En fin, desde la cárcel se dirige buena parte de la vida venezolana y sus habitantes (los presos) son asomados por el régimen como un ejército armado a su favor, al mismo tiempo que sus familias consideran la delincuencia como una actividad “laboral” u oficio, admitidos socialmente.

Denuncio el desmontaje de la sociedad democrática, cultural y de trabajo honesto que conformábamos hasta fines del siglo pasado, mediante el subterfugio de la “revolución”. Esa, que en lugar  de cambiar lo malo, buscó  destruir todo lo existente para dar paso a  un modelo influenciado por tendencias comunistas, por mafias internacionales, por prácticas monopólicas, por censura comunicacional, por el desconocimiento de todos los derechos humanos,  por la prédica  del odio  y la muerte, por la práctica  diaria de la tortura física y psicológica, por la forja de creencias espirituales malignas (brujería, santería y otros),  por el desconocimiento de la propiedad privada,  por la negación  de la justicia, por el ocultamiento de la verdad y  por la anulación de la dignidad de la persona  humana, por la desaparición  de la libertad, por el avance  del  individualismo, anarquía y la desorganización social, y  por la conversión de la justicia social (solidaridad humana) en dádiva personal  del mandatario de turno.

Asumo que la mala hora de la nación es un problema de gravedad social, no solo para nosotros venezolanos, como víctimas, sino para el concierto mundial, porque detrás de todos los males conocidos hay un “tejido corporativo delincuencial”, cuyas inversiones en dinero, antivalores, contra democracia, subversión y disolución ya están presentes en numerosos países, no solo vecinos, sino también de otros continentes. A tal punto, que una revisión universal de la democracia nos permite saber que de 196 naciones pertenecientes a la Organización de Naciones Unidas (ONU) solo veinte se pueden calificar como tales, mientras que las restantes son de baja estabilidad, inestables y penetradas por distintos morbos.

Pocos espejos para mirarnos y pocos estados para asociarnos con perspectivas de integración y defensa en procura del beneficio social.

Propugno la reconstrucción de la identidad venezolana, desdibujada y sometida a su olvido, mediante un programa nacional participativo, integrador, innovador  en cuanto al liderazgo y sus formas, donde  se privilegie  la organización (con visión de identidad y pertenencia), el sentido de responsabilidad personal, gremial e institucional, la unidad  entre dirigentes, grupos y  comunidades, la corresponsabilidad constitucional que nunca fue asumida o explicada y menos entendida, y en donde los servicios educativos estén reforzados totalmente por los medios de comunicación social (hoy mercantiles y politizados,  además de banales), para hacer que  todos asumamos con entereza el compromiso del  cambio. Cambio desde lo personal, íntimo, espiritual, hacia las estructuras sociales.

Sostengo la necesidad de que las fuerzas militares sean desalojadas de la penetración nefasta del comunismo y de los poderes irregulares, y de que su reorientación sirva para ponerlas en consonancia con los signos de los tiempos, donde se impone una nueva teoría del desarrollo nacional sin componentes asistidos por el lucro personal, el pillaje, la corrupción, la ocupación  de espacios administrativos ajenos y la dejación de responsabilidades intrínsecas de quienes monopolizan legal y constitucionalmente el poder  de las armas de guerra.

Invito a toda la sociedad nacional a reinventarse, a actualizarse, bajo nuevos patrones de organización para el servicio, la conformación de un liderazgo útil, asociado a la prosperidad colectiva, a la recuperación de la influencia positiva, a sostener como norma la solidaridad socio – humana, a la conquista de la pacificación social para superar la deshumanización y la violencia.  Ese llamado es para gremios, organizaciones, federaciones, asociaciones civiles, culturales, deportivas, científicas, estudiantiles, no gubernamentales, etc., sindicatos, academias, universidades e institutos universitarios, etc.

En ese sentido corresponde a los medios de comunicación la promoción del desarrollo, el rescate de la identidad nacional, la defensa del lenguaje y el orden público, el ataque a la contracultura de la ilegalidad, la cooperación con el sistema educativo, la elevación y animación de la persona como ser investido de alma y cuerpo, y no solo capaz de sumarse al disfrute (desmedido y sin freno), al gasto insinuado por la publicidad mediática y el placer.

Corresponde a las universidades replantearse su existencia, para pasar a ser agentes del desarrollo nacional, gestores de una nueva civilidad, propiciadores de la generación de ingresos propios y, en fin, casas de luces y sabiduría en condiciones de iluminar un nuevo futuro para el cual hoy, lamentablemente, solo nos quedan como recursos personales (agotados los materiales) la ilusión de país, el amor por los hijos y nietos, la emoción de lograr una nueva Venezuela y la conciencia de que somos capaces de alcanzarlo.

En este reto, no descomunal sino posible, no podemos apelar al folclorismo del pasado, ni a himnos, canciones, musiquitas, videoclips o slogans, ni dejarnos llevar por asesores extranjeros de marketing político y electoral, ni a personajes de la fantasía patriótica independentista, sino a nuestra propia conciencia, inteligencia y buena voluntad. Eso sí, desprovista de ese falso imaginario que nos convirtió en seres asistidos por la dádiva y la “generosidad” de malos administradores de nuestra riqueza.

Para los ciudadanos, todos, mi llamado es a que se sean protagonistas de su propio destino, convencidos de sus potencialidades interiores, líderes con arraigo y respeto, que sepan valorar y reconocer los otros liderazgos, personales e institucionales, y no simples espectadores de medios de comunicación, las más de las veces manipulados, o adictos a las ahora famosas y engañadoras redes.

Todos, los no comprometidos con el actual estado de cosas, hemos tenido muchos sacrificios, ya, en dos décadas de mal gobierno, de desatinos y corrupción, de desarticulación social, pero no por ello podemos estar cansados, ser resignados espectadores o habitantes de otras latitudes.

Por el contrario, estamos llamados a más esfuerzos si queremos rescatar lo bueno de la nacionalidad venezolana y sobre ello edificar una sociedad civilista, moderna, poderosa por su recurso humano creador, no por la extracción del subsuelo, y capaz de hacernos sentir orgullosos de nuestra propia obra, y no de glorias de un pasado lejano (tan infestado de guerras como de revueltas), las más de las veces equivocado y extraño a nuestra realidad. Ese historial, conformado por doscientos veinte incidentes violentos, “guerras o revoluciones” entre comillas, no tiene nada para el elogio, la admiración y el aplauso, como si mucho para aborrecerlo.

Ese era el modo de forjar o conquistar el poder, el dominio, en aquellos años de país invertebrado y centralista. Hoy, ese modo, se expresa de otra manera, en un afán de confrontación para destruir el rival, trátese de gobierno o de oposición, sin medida ni clemencia, armados de personalismo, ambición, protagonismo estéril, autoritarismo, simulación y engaño, y riqueza indebida para financiar el accionar político. Afán que no contempla la solución de los problemas del país, sino, simplemente, la conquista afanosa y gozosa del poder.

Educación y medios serán pilares para desterrar el conformismo, la pasividad mental, la pereza laboral, el empirismo, la improvisación, el afán de riqueza sin medida y sin valores humanos, el imaginario colectivo de que el gobernante, electo o no, es un repartidor de una riqueza que “nos pertenece” desde hace siglos, sin importarnos si pudiera agotarse, la contracultura de la ilegalidad, el exagerado consumo de licores y drogas, la paternidad y maternidad irresponsables, la corrupción y el desmedido afán de placer, lujo y confort.

Unidos, si, pero convencidos, podemos. No permitamos que siga reinando el caos y a su lado el orgullo nacional de creernos en posibilidad de vivir en medio del drama socio -cultural que padecemos. Vamos a la ruptura con ese pasado, con ese modelo histórico – cultural, para rescatar lo bueno y forjar un nuevo sistema humanista y cristiano, un modo de hacer política sustentado en el servicio y no en el beneficio. Se impone una nueva sociedad cultural. Dejemos atrás la deshumanización y el autoritarismo, para dar paso a la fraternidad, unidad humana y compromiso con un futuro que puede ser mejor en la medida de nuestros anhelos, pero también obtenible si hay convicción, entereza y grandeza de espíritu.

Atrás debe quedar la mutua destrucción del rival político, vecino o comunitario, a sabiendas que las viejas (y nuevas) confrontaciones nos han dejado más odio, más humillaciones, más revanchismo, más resentimiento, más pobreza, más desconfianza y más incertidumbre.

Otro mundo y otra Venezuela son posibles.

12.10.19

 

Nota:              1830 - 1903. 73 años. 166 revueltas y 50 conflictos armados.

 

Regresar


 

Ciudadano.
Nilson Guerra
Fundación Alberto Adriani
Su despacho.
Nuestra Federación Nacional de Ganaderos de Venezuela estará realizando el venidero viernes 12 de julio en el Hotel Kristoff de la ciudad de Maracaibo su 55 Asamblea Anual, siendo para nosotros un honor el poder contar con su distinguida presencia como invitado especial en tan significativa actividad. Más...

 

 


 

PREMIO ARQUIDIOCESANO DE PERIODISMO OTORGADO

A NILSON GUERRA ZAMBRANO

 


MERIDA, 3 de diciembre. (Agencia Pacca) El periodista tovareño Nilson Guerra Zambrano fue galardonado con el Premio Arquidiocesano de Periodismo "Ugo Anzil" 2018,por su reciente obra biográfica de Monseñor Acacio Acacio.
La entrega del galardón se realizò en el salòn de conferencias del Seminario San Buenaventura, durante la reunión mensual del clero, y estuvo a cargo del Cardenal Arzobispo Baltazar Porras y del Obispo Auxiliar Luis Enrique Rojas.
El Padre Douglas Briceño, Vicario Episcopal de Medios de Comunicación hizo la presentaciòn del profesional de la comunicaciòn social, egresado de la Universidad del Zulia en 1982.
El libro sobre el egregio arzobispo emeritense (1884 - 1972) fue editada por la Fundación Alberto Adriani y donada totalmente a la casa de formaciòn de sacerdotes.
Ser trata de una detallada investigación periodística que revela la importancia del fallecido prelado en los anales de la historia de la iglesia católica venezolana.
En las gráficas, de Rivas Viloria, Guerra recibe la medalla de manos del Cardenal Porras, luego del botón impuesto por el Obispo Rojas y finalmente ofrece un mensaje a la concurrencia, conformada por ochenta y cinco sacerdotes de la provincia emeritense.

 

 

 

 


 

 

   

 


 

    * DECANATO DE CIENCIAS JURÍDICAS U.L.A. CREARA COMISIÓN PARA ESTUDIAR CÓDIGO AGRARIO 05.06.18

El Consejo de Facultad de Ciencias Jurídicas y Políticas de la Universidad de Los Andes (ULA) acordó la creación de una comisión especial para estudiar la propuesta de Código Orgánico Agrario, presentada por la Fundación Alberto Adriani.
Así lo informó la titular del decanato Aura Morillo Pérez durante conversación con el Director Ejecutivo de la institución adrianista Licenciado Nilson Guerra Zambrano y el Dr. Ely Saúl Barboza Parra, autor de reciente obra que trata sobre el tema.
Los integrantes de la comisión serán dados a conocer el venidero martes doce de junio, en la sede universitaria.
En la gráfica aparecen Morillo, Guerra y Barboza durante el diálogo institucional.

 


 

   * Primer Encuentro de Seguridad Alimentaria de America del Sur. 16.04.2018

   *CIX Asamblea Ordinaria de Conferencia Episcopal Venezolana 12.01.2018

   * País, integración, unidad y liderazgo. 20.11.2017

* Presentado Libro de Monseñor Chacón Guerra en la Academia de Historia del Táchira.

* Fundación Alberto Adriani estrena Pagina Web 21.11.2017

* Cátedra de Construcción de Ciudadanía. 12.08.17

* Venezuela,  desconfianza y crisis impiden sociedad armónica. 05.04.2017

 


Pasodoble Rafael Orellana (11/01/2017)

 

Canción a Nuestra Señora de Regla (11/01/2017)

 

Discurso: Trigésimo primer aniversario Municipal de Guaraque  (20/12/2016)


Entrevista en TV Chipiona.Cádiz - España. 23.07.15

 

Presentación de libro de historia en Chipiona.

Claustro del convento Nuestra Señora de Regla. 23.07.15


 


Documentos Históricos y Ciudades del Estado Mérida

Panorámica de Zea desde Morro Negro

VISTA DE ZEA DESDE MORRO NEGRO

TOVAR

BAILADORES - MUNICIPIO RIVAS DÁVILA

También puede conocer sobre:


 

                        Madre Lucía del Niño Jesús, Sierva de Dios   

Madre Lucía del Niño Jesus. Sección Periodismo.                         

                                                                            LEER EN LÍNEA


                                                        

 

                      

 

Monseñor Luís A. Márquez Molina                       Guaraque                            Santa Cruz de Mora


 

 

 

               La Sabiduría convertida en Epónimo

 

Cuarto Encuentro Nacional

de Comunicadores Sociales

 

 


 

 

 

    Universidad Bicentenaria de Aragua    

                

             

             

             Sesión Solemne Bailadores Fiesta Candelaria

                                           01/02/2014

 

 

 

 


 

 LIBROS

 

                                     

                          

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

            De venta en Librería Palacio Arzobispal, Plaza Bolívar -Mérida-

                                             LEER EN LÍNEA                                                                       LEER EN LÍNEA

 


 

Orgullo de Tovar

 

 

 

Homenaje a JOHAN SANTANA

 


Síguenos en Facebook!                       Libro de Visitas

Free Website Translator

 

Pon esta Web como tu página de Inicio

Agréganos a tus Favoritos...

 

  

Vea aquí

Efemérides Taurinas Venezolanas

 


Hoja de Vida:

 

Ascendientes Familia Guerra. ver más...


 

VIDEOS:

 

 1- DISCURSO EN SESIÓN SOLEMNE EN TOVAR.  08/09/1993

 2- Nilson Guerra Zambrano EN DISCURSO SOBRE SACERDOTE MÁRQUEZ PEROZO. 08/09/1993

 3- NILSON GUERRA ZAMBRANO EN "LA NOTICIA"  V.T.V. 16/08/1995 (SIN AUDIO).

 4- NILSON GUERRA ZAMBRANO PRESENTA AL PRESIDENTE DE COSTA RICA, M. A. RODRÍGUEZ. CARACAS, 10/10/1997

 5- CONDECORACIÓN Y DISCURSO EN MUNICIPIO ZEA, 23/09/1998

 6- Nilson Guerra Zambrano acompaña a Fabio Valencia, VICEPRESIDENTE DE COLOMBIA. 29/10/1998

 7- VENEZOLANA DE TELEVISIÓN. "Formato Libre". CARACAS, 25/05/2002

 8- Nilson Guerra Zambrano presenta libro de RAFAEL Gallegos Ortíz. Caracas 05/08/2004

 9- Resumen de la Campaña Electoral Municipal. TOVAR, ABRIL A SEPTIEMBRE DE 2008.

 10- Canal de Noticias "Contacto Regional", Maracaibo, 16/05/2008.

 11- U.L.A. Televisión. “Propuestas”. Mérida, 29.07.2008

 12- Televisora O. M. C. "ENTREVISTA", Mérida, 30/10/2008.

 13- Televisora O. M. C. “La Entrevista”. Mérida, 16.11.2008

 14- VIGÍA TELEVISIÓN. NOTICIERO. Actividad de Fundación Alberto Adriani. el Vigía, 30/04/2012.

 15.1- Homenaje a Oswaldo Payá Sardiñas. Madrid, 04.12.2012 Parte 1    

 15.2- Homenaje a Oswaldo Payá Sardiñas. Madrid, 04.12.2012 parte 2 

 16- PROPUESTA PARA CREAR DISTRITO METROPOLITANO PANAMERICANO 29.05.2017

 


POLÍTICA:

 

  1.- Búsqueda de un Nuevo Perfil

  de Partido Político


 

  2.- Programa de Formación

  de Periodistas en Asuntos Electorales

 


 

FUNDACIÓN ALBERTO ADRIANI

 

 


 

Pedro Arturo Bottaro Rodríguez

Biografía

 

 


PERIODISMO:

 

Nuncio Papal Giordano

Bautizó Libro de Nilson Guerra

 

 


Presentado Libro Venezolano

de Historia Reglana en Chipiona

 

 


Científica Tovareña Recibió Premio

"Lorenzo Mendoza Fleury"

 

 


SIMÓN BOLÍVAR ESTUVO EN

PARROQUIA DE BAILADORES (HOY TOVAR)

 

 


Luís Alfonso Salas Dávila, pintor tovareño


 


Cofradía de Caballeros

de Nuestra Señora de Regla de Tovar

 


 

Noticias y Artículos publicados en el Semanario "El Lancero" 1970 - 1971


Noticias y notas publicadas en Semanario "Esfuerzo". 1971-1974


Noticias y Reportajes Publicados en el Diario LA NACIÓN (San Cristóbal) por Nilson Guerra Zambrano como corresponsal (1970-1975).


Notas informativas publicadas en “Revista Panamericana”. Edición No. 3. Agosto –Septiembre  de 1973


Notas informativas publicadas en la revista “Venezuela Taurina”. 1973 – 1974


 

Noticias y reportajes publicados entre Abril de 1974 y Junio de 1975 como  Corresponsal en  Valle del Mocotíes, con sede en Tovar. 

Edición de Maracaibo.


Visite a:

 

Antonio Evies

Artista Plástico

 

Martín Morales

Artista Plástico

 

Gerardo García

Artista Plástico

 

Alfredo Salazar

Artista Plástico

 

Iván Darío Ramírez Méndez

Artista Plástico


Entrega del Premio

Valores Humanos en Madrid

 

 


Acto de Homenaje a

Oswaldo Payá Sardiñas

 

 


Congreso Tachirense de Tauromaquia

 

Licdo. Nilson Guerra Exponiendo en Congreso Taurino del Táchira

 

Visión y Reflexión de

la Crónica Taurina en Venezuela

 

 


Copyright (c) 2018 nilsonguerra.com.ve. Nilson Guerra Zambrano. All rights reserved.

Design by WebMaster: Luis del Valle Ruiz O. / luisdvruiz@yahoo.es

 Venezuela